domingo, 12 de julio de 2009

Jean Paul Gaultier Couture Fall 2009*

El miércoles fue el turno de Jean Paul Gaultier y su colección Alta Costura Fall-Winter 2009-2010. Si bien el diseñador no defraudó tampoco se esforzó mucho para sorprendernos. Apeló tanto a la nostalgia a través de las legendarias y elegantes damas de la pantalla grande, pero también utilizó conceptos futuristas cuasi-galácticos. Eso sí, no faltaron las siluetas atrevidas ni el glamour de los años 50 de la mano de sus clásicos smokings.
Veamos qué dijo la prensa especializada:
"Al menos no hubo malentendidos desde el comienzo: el tono característico de las películas de MGM y la modelo Lara Stone, pavoneándose petulantemente en un trenchcoat de cuero con grandes hombros, medias tipo colmena y un gran peinado bien Brigitte Bardot."
Así reseñó la periodista Sarah Mower para Style.com, y continuó, "Jean Paul Gaultier siempre nos hace saber desde el principio desde dónde partimos, y para el Otoño, comenzamos con un recorrido cinéfilo por la gracia de los armarios de las heroínas de Hollywood. De hecho, demostró una temática elástica que por momentos se salía fuera del guión. Varió ampliamente –desde vestidos a la Louise Brooks con abrigos de piel dorados hasta una camiseta ultra-corta debajo de un chaleco de cuero, que parecía una posible elección de Lindsay Lohan –por esto fue a veces difícil ver hacia dónde quería ir el diseñador-”
“Aun así, los desfiles de moda temáticos siguen siendo un viejo concepto. Todo lo que importa en la Alta Costura es una voz fuerte, una increíble mano de obra, y darse cuenta si el equilibrio entre eternidad y relevancia ha sido quebrado. Gaultier hizo todo eso trabajando con su stock de personajes y prendas: la marinera, la dama en el andrógino pantsuit, los trenchs, sus smokings, y sus corsets. Nadie en París puede superar su saco smoking con solapa de terciopelo, el corte ‘así nomás’ del pantsuit con cuello doble, o la corista graciosa como una excusa para poner de relieve el tipo de corsetería que viene haciendo desde antes que Madonna fuera una estrella. Y en cuanto a la relevancia, lanzó un guiño al estilo deportivo-casual chic (una idea que se está dejando ver con persistencia esta semana) a través de monos en terciopelo amatista y paillettes de oro. Dios sabe de dónde vienen, pero se ven bastante bien”.

Jean Paul Gaultier saludó al termino del desfile con un ¡helado de palito en la mano!
Fotos LeFigaro.fr;Style.com
*Dedicado a Andrés B
Publicar un comentario
Related Posts with Thumbnails